Oportunidades del negocio del Internet de las Cosas

El Internet de las Cosas (IoT) forma parte de la gran revolución digital que están cambiando la forma en que las personas, empresas y gobiernos interactúan entre ellos a través de dispositivos digitales.

El ecosistema del Internet de las Cosas integra dispositivos, datos, redes y seguridad. Este ecosistema está solo en su infancia y el crecimiento exponencial esperado para los próximos años va a transformar los negocios.

Algunos datos sobre la evolución del IoT apuntan a que en los próximos cinco años habrá en el mundo decenas de millones de dispositivos interconectados entre sí. Las empresas serán las primeras que adoptarán soluciones tecnológicas basadas en el Internet de las Cosas. Sus objetivos se centrar en reducir los costes de las operaciones, aumentar la productividad empresarial y en desarrollar nuevos productos y servicios basados en los datos generados por el IoT. Los gobiernos serán los segundos en adoptar estas nuevas tecnologías y las orientarán a aumentar su productividad, disminuir costes y mejorar la vida de sus ciudadanos. Las personas como consumidores serán los que adoptarán e impulsarán el uso de soluciones tecnológicas basadas en IoT.

La aplicación del Internet de las Cosas en las empresas tendrá los siguientes beneficios:

• Las empresas serán capaces de crear productos y servicios más inteligentes que se podrán convertir en ventajas competitivas.
• La gestión y captación de información se mejorará notablemente convirtiendo el big data en una pieza fundamental para la mejora en la toma de decisiones empresariales.
• Los modelos de negocio evolucionarán con la aplicación del IoT donde la eficiencia y la mejora de procesos serán un pilar del nuevo desarrollo empresarial.

Las nuevas oportunidades

Las nuevas oportunidades del Internet de las Cosas se centran en distintos ámbitos que generarán nuevos negocios:

– Ropa y objetos personales conectados: los wearables tendrán múltiples aplicaciones en la salud y la seguridad. Pulseras y aplicaciones móviles que realizan un seguimiento de la salud de la persona que las usa proporciona en tiempo real una información muy valiosa para prevenir enfermedades.

– Coches conectados: Los coches inteligentes y autónomos generarán una información muy detallada que ayudará a prevenir accidentes y a aumentar la seguridad vial. Además, se desarrollarán nuevos modelos de negocio en el ámbito del transporte público y de las comunicaciones por carretera.

– Casas conectadas: La domótica en el hogar y la inmótica en los edificios impactarán en la eficiencia energética, en la seguridad y en una ampliación de la oferta del ocio.

Los tres ámbitos señalados serán el germen de nuevos modelos de negocio y de empresas tecnológicas que transformarán la economía a medio plazo. Los emprendedores y especialmente aquellos con formación en ingeniería tienen una gran oportunidad de aprovechar toda esta transformación digital vinculada a la Internet de las Cosas.

También te puede interesar ...